Qué ver en Cabo de Gata: Las mejores playas, restaurantes, pueblos y rincones imprescindibles

Qué ver en Cabo de Gata: Las mejores playas, restaurantes, pueblos y rincones imprescindibles
5 (100%) 23 votes

Fuimos a Cabo de Gata por primera vez hace 3 años en el mes de julio. Ana ya había estado allí una Semana Santa, fugazmente, y Javi no lo conocía. Este año es el tercer año que disfrutamos de una semana en la zona porque, ya lo veréis, enamora a cualquiera. Unas playas que puedes disfrutar en soledad, un paisaje volcánico que parece de otro mundo y una luz al atardecer para la que no hacen falta filtros de Instagram. Uno de esos lugares que te gustaría que se mantuvieran siempre así de intactos pero que no podemos evitar compartir.

Ana disfrutando de las vistas del Parque Natural de Cabo de Gata

Solemos elegir el mes de junio porque aún no hay tanta gente como en los meses fuertes de verano y hace buen tiempo para ir a la playa (hace calorcito para un baño, si el Levante o el Poniente y las medusas lo permiten). Otra buena temporada para ir es septiembre, con las playas casi vacías y muy buen tiempo también, aunque nosotros aún no hemos probado en este mes. Sea cuando sea, vas a poder disfrutar al máximo de sus playas y de su paisaje desértico y casi lunar.

En este post te vamos a contar desde aquellos imprescindibles para una primera visita hasta los rincones más escondidos y con mucho encanto en los que disfrutar de toda la belleza de este Parque Natural. Por supuesto, aún nos queda mucho por explorar, pero te daremos todos aquellos consejos y recomendaciones que tenemos a día de hoy, e intentaremos seguir actualizándolos ;)

Este paisaje será tu compañero durante días

El Parque Natural de Cabo de Gata Níjar se extiende (en términos “playeros”) desde la Playa de los Muertos hasta la playa de la Fabriquilla. Entre medias hay muchas playas, calas y rincones en los que disfrutar de unos días de sol y descanso.

A tener en cuenta:

  • Las playas no suelen ser de fácil acceso. Para llegar a la mayoría de ellas hay que conducir por un camino de tierra (mejor o peor asfaltado), y andar varios kilómetros en algunos casos, pero os vamos contando cada caso particular.
  • Especial mención a los amantes del nudismo porque todas las playas a las que hemos ido son nudistas o tienen una zona nudista.
  • Las playas están todas dentro del Parque Natural, por lo tanto no tienen servicios de ningún tipo (excepto las que están en núcleos urbanos como Las Negras, Agua Amarga, La Isleta del Moro o Los Escullos), y esto es lo que las llena de encanto. Lleva siempre agua y algo de comida a mano ;) Y sé responsable y llévate la basura que generes cuando termine la jornada de playa.
  • Aunque muchas son de acceso complejo, todas aparecen en servicios de navegación como Google Maps por lo que normalmente no tendrás pérdida.
  • Llévate unos escarpines y las gafas de buceo: algunas playas son de piedra y te facilitarán mucho el acceso, y el agua es tan transparente que disfrutarás como un niño (O como Inês) buceando entre sus peces. 

Mapa con los sitios visitados en Cabo de Gata

Lista de playas imprescindibles

1. Playa de los Muertos

Tipo de playa: es uno de los paisajes icónicos de Cabo de Gata. Playa de pequeños cantos, eso sí, pero con una de las aguas más limpias, azules y cristalinas que verás en la zona. Tiene 2 partes, una más amplia más cerca del acceso y una cala más pequeña justo al final de la playa (hacia la derecha).

Acceso y cómo llegar: Para llegar tienes que ir hasta Agua Amarga, atravesar el pueblo y seguir la carretera AL-5106 hasta que te encuentres el aparcamiento.

El acceso a la playa es complicado, tiene una bajada escarpada (mejor con deportivas que con chanclas) y hay que andar unos 20 minutos aproximadamente, aunque no suele ser impedimento para que bajen familias completas. Guárdate un poco de agua para la subida de la playa porque en las horas centrales del día puede ser muy cansado. El parking desde mediados de junio es de pago.

Recomendaciones: llega pronto por la mañana si vas en temporada alta porque el parking se llena y si puedes echar el día en la playa, genial. Sobre todo porque la subida en plena hora de sol debe de ser mortal. Además, al ser una de las playas más visitadas, os aconsejamos evitar los fines de semana que es cuando se llena más.

Ana disfrutando de un bañito en la famosa Playa de los Muertos

Vista de la zona más alejada de la Playa de los Muertos

2. Playa de Mónsul

Tipo de playa: Otra de las playas “must” de la zona, junto con Genoveses. Es una playa de arena fina y clara. Es una playa cómoda para pasar el día o unas horitas.

Acceso y cómo llegar: Tienes que ir hasta San José, seguir las indicaciones para Mónsul y Genoveses y desde allí coger el camino de tierra que llega a Mónsul. Aparca en el segundo parking que te encuentres. Tiene muy fácil acceso y se puede aparcar relativamente cerca de la playa.

Recomendaciones: No vayas cuando hay viento de poniente. Justo nos pilló un día de este año y levanta tanta arena que no se puede estar. Nosotros conseguimos disfrutar de la jornada en la calita que hay al lado (si la marea está baja, se puede acceder andando, si no, hay que trepar y bajar una pequeña colina desde donde se deja el coche). El parking también es de pago en los meses de verano.

La Playa de Mónsul con su famoso “ensenada” vacía por el fuerte viento de Poniente

3. Playa de los Genoveses

Tipo de playa: Playa muy amplia, cómoda, de arena y súper accesible. Está al lado de San José, muy cerca de Mónsul, es una playa perfecta para ir en familia y pasar el día. Tiene zona nudista también y es muy, muy cómoda, con aguas poco profundas pero amplias.

Acceso y cómo llegar : Tienes que ir hasta San José, seguir las indicaciones para Mónsul y Genoveses y desde allí coger el camino de Tierra que se desvía hacia Genoveses. Se puede aparcar muy cerca de la playa y el parking es de pago en temporada alta.

Recomendaciones: Al contrario que Mónsul, se puede estar perfectamente si hay viento de poniente. Es una playa cómoda casi en cualquier situación.

Vista de la Playa de los Genoveses desde lo alto de la colina que llega hasta Mónsul

Remojando los pies en la tranquila Playa de los Genoveses a última hora de la tarde

4. El Playazo de Rodalquilar

Tipo de playa: Otra del tipo “playas grandes, accesibles, cómodas y de arena”. Nosotros siempre elegimos Rodalquilar como base, y vamos una o dos veces a esta preciosa playa. A un lado hay rocas y pequeñas pozas para dar un paseo y al otro un antiguo castillo que al parecer está en venta. El paisaje que lo rodea es precioso.

Acceso y cómo llegar : Depende de donde vengas (desde Rodalquilar o desde Las Negras), verás un desvío en el que pone “playazo de Rodalquilar”. Es un camino asfaltado prácticamente hasta la llegada a la playa. No tiene pérdida.

Recomendaciones: Está muy cerca de Rodalquilar y relativamente cerca de Las Negras, pero si quieres pasar el día en la playa y no moverte te recomendamos agüita, una nevera, sombrilla y bocatas, porque no tiene chiringuito ni nada que se le parezca :) Zona nudista en el extremo derecho de la playa.

Explorando los límites de El Playazo de Rodalquilar

5. La Fabriquilla

Tipo de playa: Playa muy cercana al Cabo de Gata propiamente dicho, al faro. No es de nuestras favoritas pero es muy útil cuando arrecia el Levante y es de fácil acceso.

Acceso y cómo llegar: A esta playa de arena se llega por el camino que llega al faro, pasando las salinas y el pueblo San Miguel. Puedes aparcar muy cerca, y se termina justo antes de que la carretera empiece a subir. El aparcamiento es gratuito y tiene algún establecimiento.

Recomendaciones: Es prácticamente la única playa de todo el Parque Natural en la que se puede estar cuando hay viento de Levante, sobre todo cuanto más te vayas al extremo izquierdo. ¡Damos fe!

Pasando el Levante resguardados en la playa de La Fabriquilla

6. Cala Rajá

Tipo de playa: Cala de arena, muy bonita (y muy llena en verano) y sin ningún servicio. Desde la misma se ve el arrecife del dedo y otras calas cercanas a las que no se puede acceder.

Acceso y cómo llegar: Hay un camino asfaltado pero bastante descuidado que sigue desde el faro de Cabo de Gata hacia la zona de Mónsul. Desde el aparcamiento hay que bajar a pie una ladera un tanto empinada. No tiene fácil acceso pero tampoco es de las más complicadas. Para llegar en coche si estás en la zona del Parque Natural sería sencillo si se pudiera seguir desde Mónsul ya que hay una carretera que une estas playas con el otro lado del cabo, pero está cortada. Por lo tanto hay que dar toda la vuelta en coche.

Recomendaciones: llévate la nevera y la sombrilla y disfruta de unas horas en Cala Rajá.

Cala Rajá a última hora de la tarde

7. Cala San Pedro

Tipo de playa: Cala de arena blanca, rocas y agua cristalina. Lo curioso de esta playa es que es muy inaccesible y aprovechándolo se han instalado algunas personas a vivir a los pies de su castillo en ruinas.

Acceso y cómo llegar: Es una de las playas de más difícil acceso. Si vas en coche, tienes un par de kilómetros de caminos de tierra. Luego aparcas en un  parking y toca andar 45 minutos subiendo y bajando ladera. Eso sí, el camino es precioso (aquí te dejamos algunas fotos de la subida) según te vas a cercando a la playa. También se puede ir en barca desde Las Negras, una buena opción si no te apetecen los 45 minutos de senderismo aunque no está muy bien visto por los habitantes del pueblo (nosotros escuchamos silbidos a los que llegaron en barca).

Recomendaciones: Zapato muy cómodo y bien de crema protectora si vas andando. Casi toda la playa es nudista y puede haber medusas (nosotros nos encontramos unas cuantas). Los habitantes del pueblo han montado un par de chiringuitos donde comer (no esperes variedad) y beber.

Bajada hacia la Cala San Pedro

Vistas de la Cala San Pedro casi a pie de playa

8. Y nuestras favoritas: La Cala del Plomo y la Cala de Enmedio

Tipo de playa: playas de arena, nuestras favoritas de todo el Parque Natural. Las agrupamos porque están una “al lado” de la otra.

Acceso y cómo llegar: para llegar tienes que coger la carretera que va hacia Agua Amarga desde Fernán Pérez y desviarte en la señal “Cala del Plomo”. Ahí empieza un camino de tierra de 7 kilómetros hasta llegar a esta cala, para la que puedes aparcar prácticamente a la entrada.

Para la Cala de Enmedio verás que sale un camino a la izquierda justo antes de llegar al parking (siempre hay algún que otro coche aparcado). Después de 20 minutos andando (no tiene pérdida y es relativamente accesible) te encontrarás esta maravilla. También puedes ir andando desde Agua Amarga aunque el camino es un poco más largo y empinado. Nosotros nunca lo hemos hecho.

Recomendaciones: te recomendamos aprovechar un día de playa para visitar ambas, o una cada día si te has quedado con ganas. Son muy tranquilas y sobre todo, preciosas. No te olvides las gafas de buceo y los escarpines también pueden ser útiles.

Las preciosas aguas turquesas de la Cala de Enmedio

Última hora de la tarde en la Cala del Plomo

Las playas más escondidas

1. Cala Chica del Barronal

Tipo de playa: Calita de arena casi desierta (normal, con lo complicado que es llegar) pero muy tranquila, a la cual solo acceden algunos senderistas y algún que otro loco que va allí a pasar el día :P

Acceso y cómo llegar: Hay que aparcar el coche en el parking de Genoveses y atravesar toda la playa hasta el final (hacia la derecha, pasando todas las “dunas” y montículos de piedras. Cuando llegas al final, subes por la ladera hasta que ves una primera cala “Cala del Príncipe” y sigues el camino hacia la derecha, como dirección a Mónsul (para que te puedas orientar). Después de un pequeño acantilado y varias subidas y bajadas, llegas a una primera cala, esta es. Toda esta zona está llena de senderos así que es posible que sea accesible desde otro lado pero esta es la que conocemos.

Recomendaciones: Es una cala de muy difícil acceso. Se debe llevar calzado adecuado, cuanto menos cargados mejor y en la playa no hay cobertura. Eso sí, descansarás de lo lindo si decides visitarla.

La complicada bajada hacia la Cala Chica del Barronal, pero que tiene su recompensa

Ana disfrutando de la tranquilidad de la Cala Chica del Barronal

2. Cala de los Toros

Tipo de playa: Playa con poca arena (y rocas para acceder al agua), algo incómoda pero tranquila y resguardada.

Acceso y cómo llegar: En el camino desde la Isleta del Moro hacia Los Escullos hay un pequeño aparcamiento con una bandera. Dejas el coche ahí y bajas andando por el camino que te encuentras hasta la cala, atravesando un repentino y frondoso bosque.

Recomendaciones: Muy recomendable en días de Levante en los que casi todas las playas están impracticables.

El refugio del Levante de la Cala de los Toros

3. Cala Carbón y Cala Chicré

Tipo de playa: playa de arena, con rocas y algas pero muy escondida y tranquila.

Acceso y cómo llegar: Tienes que pasar Mónsul, pasar el parking de la Playa de la Media Luna y seguir por el camino, subiendo, hasta que se corta la carretera. Esta es la carretera que seguiría hasta el Faro y La Fabriquilla pero que está cortada. Justo en el corte, hay un pequeño parking y bajas andando por el camino marcado hasta la playa. La primera cala que te encuentras es la Cala Cabón (de cantos, un poco incómoda), y la segunda es Cala Chicré, mucho más cómoda, aunque tienes que andar un poco más, subiendo y bajando una ladera.

Recomendaciones: Zapato adecuado para andar, agua y algo de comer nunca está de más. Y a disfrutar de la tranquilidad de una cala a la que pocos llegan.

Vistas de la Cala Carbón

Vistas de la Cala Chicré

Rincones y planes que enamoran

En todo el parque Natural hay muchos rincones que te encantarán. No todo es playa, y los paisajes desérticos tienen muchísimo encanto. Disfrutar del paisaje en sí es una maravilla, mientras recorres la zona en coche. Pero hay algunos puntos que siempre nos han llamado la atención.

Mirador de la Amatista

Un must de la zona. Está a pie de la carretera entre Los Escullos y Rodalquilar. Merece la pena pararse y sacarle una foto a los acantilados bañados por el mar.

El Mirador de la Amatista, un imprescindible del Parque Natural

Faro de Cabo de Gata

Otro de los imprescindibles, y si es para ver el atardecer, mejor que mejor. Es la foto más típica pero no por eso pierde su encanto. El Mirador se llama “Mirador de las Sirenas” que en su época era un punto de referencia para navegantes.

Vistas de la la playa desde la carretera que sube al faro y al Mirador

Paella con vistas en Las Negras

Las Negras es uno de los pueblos con más ambiente de la zona. Si te apetece combinar playita, descanso y tomar algo por la noche, es el mejor pueblo para quedarse. La paella la sirven en varios de los restaurantes que miran al mar, pero especialmente buena en El Manteca

¡Ñam! Nos encanta una paella con vistas.

Pueblos con encanto: La Isleta del Moro y Rodalquilar

De Rodalquilar os hablamos un poco más en el siguiente apartado pero diremos que es el pueblo que nos conquistó desde nuestra primera estancia en la zona. El primer año nos quedamos en una casita perdida que era relax puro pero de muy difícil acceso. Por eso a partir del segundo año nos decidimos por Rodalquilar. Si bien es cierto que no tiene mar directamente (lo más cercano es El Playazo), es un pueblo tranquilo, con cierto ambientillo en verano, una antigua mina de oro, obras de arte por las fachadas de los edificios y unas inquietantes casas abandonadas donde vivían los mineros que ahora son reclamo de turistas y curiosos. Lo recomendamos muchísimo.

Entrada a las casas abandonadas de Rodalquilar

La Isleta del Moro es otro pueblo con mucho encanto de la zona. Este sí tiene mar y tiene dos lomas a las que subirte y poder disfrutar de las vistas de la zona. Tiene una zona de bares a pie de playa con sus típicas barquitas ideales para cuando cae el sol.

Las preciosas vistas desde lo alto de La Isleta del Moro

Las fotogénicas barquitas que salpican el pueblo

Dónde dormir

El primer año que visitamos la zona nos quedamos en esta casita literalmente en medio de la nada. La casa es maravillosa, tranquila, podrás disfrutar de las estrellas desde su terraza y descansar sin un solo ruido pero… el acceso es muy complicado y más de noche. Es un camino de tierra largo en el que los bajos del coche pueden sufrir. Por eso nos decidimos por otro alojamiento para los siguientes años.

El segundo año nos decidimos por esta casa en el centro de Rodalquilar. Es una casa pequeña de una habitación pero la terraza es una maravilla para desayunar o cenar en ella todos los días. La entrada es compartida con la dueña de la casa, Marta, pero el apartamento es totalmente independiente.

¡Aprovecha! => Si todavía no has utilizado Airbnb y te registras con este link tienes 25€ de descuento en tu primera reserva.

Cae la noche en el tranquilo pueblo de Rodalquilar, y estas son las vistas que podrás disfrutar desde la terraza del apartamento.

Rodalquilar

Como os hemos comentado es nuestra opción principal. Es un pueblo tranquilo pero con gente, con un par de tienditas que escogen muy bien el producto que venden y tienen de todo para hacer la compra del día, y varios bares en los que tomar algo por la noche.

Echa un vistazo a las opciones que tiene Booking en Rodalquilar

Las Negras

Es el pueblo con más ambiente de la zona (también uno de los más grandes, aunque grande sigue siendo pequeño en este caso). La gente pasa los atardeceres en su pequeño paseo marítimo con una cerveza y unas tapas.

Echa un vistazo a las opciones que tiene Booking en Las Negras

San José

Es el pueblo más grande del Parque Natural. Para nosotros también el que menos encanto tiene porque es el que más turismo acoge y, al mismo tiemo, el que más servicios ofrece: tiendas, variedad de restaurantes, farmacia, etc. Es de paso obligado para llegar a dos de las playas más famosas de la zona – Mónsul y Genoveses.

Echa un vistazo a las opciones que tiene Booking en San José

Dónde comer

¡Un bocata en la playa! Es el mejor plan :) Pero si no apetece, o por la noche buscáis algo más elaborado (normal), os dejamos una lista de los que nosotros hemos probado.

Rodalquilar

El 340 – Bar recién abierto este año con muy buenas tapas. Si pides una consumición te ponen un mini bocata de lomo, ensaladilla, ensalada de cangrejo, etc. a elegir. Muy ricas las tortillas, el salmorejo y las croquetas.

El Cinto – Bar de tapas también algo más tradicional y también un poco más caro. Tienen pescado de buena calidad, fresco, y se pueden pedir las tapas por separado a 1,70€, no solo con la bebida.

Bar Fidel – Otro Bar de Tapas. Buenas raciones y bien de precio. Donde van los “locales” a tomar algo cuando cae el sol. Tiene dos terrazas, una que da a la calle y otra que da a la rambla (mejor esta última).

Las Negras

La Buganvilla: al principio estábamos un poco reticentes de probar este italiano pero no hagas caso de las opiniones, nos gustó mucho, y más después de un día de playa en el que llegas hambriento a la cena :P Eso sí, aunque parezca mentira, no tiene pizzas porque las han quitado de la carta.

El Manteca: os hemos hablado de este restaurante antes. Paellas muy ricas a buen precio que se pueden combinar con ensaladas, pescado de la zona, etc.

Pozo de los Frailes

La Gallineta: buenísimo restaurante para darse un pequeño homenaje. Tienen una carta variada y exquisita. Bastante más caro que el resto de restaurantes de la lista pero merece la pena para una ocasión especial.

La Isleta del Moro

La Ola: restaurante de paella y pescado a pie de playa, con unas vistas espectaculares al mar.

El paisaje de Cabo de Gata en estado puro


Esperamos que este post os sirva como guía para una primera, o segunda, o tercera incursión en la zona del Parque Natural de Cabo de Gata. ¡Que lo disfrutéis!

Un pensamiento sobre “Qué ver en Cabo de Gata: Las mejores playas, restaurantes, pueblos y rincones imprescindibles

  1. Marisa

    Muy buen post! Soy adicta a la zona y lo habéis resumido muy bien. Muy distinta también la experiencia fuera de los meses más turisticos. Rodalquilar es también uno de mis lugares favoritos! Felices viajes!

Deja un comentario